domingo, 27 de julio de 2008

POEMA: Eres tú el hombre que amo
















Si tú eres el hombre que amo
Tendrás que ser mi amigo
Y buscar mi amistad.
Deberás decirme NO cuando lo consideres conveniente
Y SI cuando yo tenga la razón,
No me ocultarás tu llanto cuando estuvieses dolido
Y dejarás correr mis lágrimas para mi desahogo,
Me tenderás tu mano para apoyarme
Y no rechazarás la mía cuando te la ofrezca,
Corregirás mis equivocaciones
Y aceptarás mis correcciones ante tus yerros,
Alabarás mis éxitos
Y te alegrarás de que me sienta orgullosa de los tuyos,
Me llenarás de besos aún cuando esté enfada contigo
Y aceptarás los míos aunque te haya incomodado,
Me darás explicaciones cuando me sienta confundida
Y me las pedirás cuando estés confuso,
Confiarás en mí
Y harás que yo confíe en ti,
Me preguntarás cuando no comprendas mi comportamiento
Y contestarás a mis preguntas cuando no entienda el tuyo.
Me amarás ante mi deseo por ti
Y aprenderás a despertar mis deseos para contigo.

No tendrán que importarte
Ni mi peso,
Ni mi edad,
Ni mis lunares,
Ni mis arrugas,
Ni mi piel morena,
Ni mi baja estatura,
Ni mis pequeños senos,
Ni mi falta de maquillaje,
Ni mis canas,
Ni mis ojeras,
Ni lo que visto,
Ni como calzo.

No trates de convencerme sobre
Tus ideas políticas
Porque tengo las mías,
Ni sobre tú religión
Porque no creo en ninguna.


Te miraré
Con la más enamorada de las miradas.
Te hablaré
Con el más tierno de los tonos.
Te amaré
Con el más valiente de los corazones.
Te obsequiaré con
La más luminosa de las sonrisas.
Te acariciaré con
La más suave de las pieles.
Te pensaré
Con los más hermosos pensamientos.

Por ti seré
La más arriesgada,
Bella,
Cariñosa,
Inteligente,
Y apasionada.
La más maravillosa entre las amantes
Me tornaré.

Lo siento mi amor...
Pero tendrás que soportar
Mi devoto vientre buscando al tuyo,
Mis manos ensortijando tus cabellos,
Mis cálidos labios rozándote aquí y allá,
Mis indagadoras manos descubriendo tu piel,
Mis fogosos muslos cubriendo tus oídos,
Mis interminables abrazos rodeándote,
Mis maternales rodillas acunándote,
Mis juguetones pies merodeándote,
Mis ardientes pupilas indagándote,
Mi ardiente cuerpo invadiéndote.

¡Ay, mi amor
Cómo necesito
Que tu cautivadora mirada
Me hechice,
Que tus juiciosas palabras
Me persuadan,
Que tu tranquila voz
Me calme,
Que tus ardientes besos
Me cautiven,
Que tus cálidas manos
Me acaricien,
Que tus fuertes brazos
Me protejan,
Que tu pasión
Me arrebate,
Que tu voluntad
Me conquiste!

Quiero
Hacer míos tus problemas,
Y que te preocupes por los míos.
Quiero
Compartir contigo mis amigos,
Y que aceptes a los míos,
Necesito
Amar a tu familia,
Y que aceptes a mis hijos.
Quiero
Adoptar tu hogar como mío
Y que te sientas dueño en el mío.
Necesito
Crear contigo mi nuevo mundo
Y ser artífice del tuyo.
Quiero
Construir contigo mi futuro
Y que me hagas participe del tuyo.

Te quiero
Tan sincero y libre
Como yo lo sea,
Tan cuerdo o loco
Como yo me sienta,
Tan respetuoso o fogoso
Como yo te trate,
Tan tierno y juguetón
Como yo me muestre.

Necesito que seas
El más responsable de los profesionales,
El más comunicativo de los hombres,
El más divertido de los compañeros,
El más apasionado de los amantes,
El más digno de mi confianza,
El mejor de mis amigos.
¡Eso es TODO lo que necesito de TI!

¿Te atreverías...?


Madrid, 28, julio, 2008

2 comentarios:

Glo dijo...

Oye Berta cuantas cosas le pides, espero que tu lirismo te compense. un bss - gloria

Berta-Isabel Cuadrado Álvarez dijo...

Gracias Glo:

Si, tienes razón.

Creo que me he vuelto más exigente... ¡será la menopausia!

Je, je }:D

Besos y espero que lo estéis disfrutando en las vacaciones.